sábado, 12 de febrero de 2011

Alcalde de Vigo: megalomanía al poder

Vamos a empezar por el alcalde y por el defecto que más me molesta de la gente; la megalomanía, o lo que es lo mismo, creerse el centro de todo.

Este señor, que declaró con motivo de la inaguración de la Plaza del Bicentenario que lo mejor que pasó en 200 años en Vigo fue su llegada a la alcaldía no duda en repetir esta historia cuando puede, cuando inagura una obra, una deshumanización tocando algún instrumento musical a 1000 euros/inaguración o con la historia del coche eléctrico (hablaré otro día) y sobre todo poner cartelitos que ponen "Alcaldía" por todos sitios, en las obras de deshumanización, en los edificios municipales, en los autobuses urbanos esto aún por encima con un descaro inusitado (otro día lo comento), eso sí, cuando las obras son más molestas de lo habitual se retiran, como en Pi y Margall donde las obras han provocado el corte de esta calle en un sentido desde hace seis meses y pasó dos semanas cortada al completo y sin ninguna clase de acera teniendo que pasar los peatones a milímetros de los coches y autobuses que pasan por esa calle.

En fin, que si gana a lo mejor hasta hace que contemos los años por su llegada al poder, y este sería el año 4 d.Caballero...