viernes, 2 de abril de 2010

Hace cinco años



A esta misma hora, las 21:37 moría uno de los grandes. Recuerdo aquel momento, cuando tenía 12 años, viendo la tele, sentía que ese momento era histórico. Y así lo fue. Ha muerto un gran luchador contra las tiranías comunistas de Europa del Este y un hombre que quiso llevar su causa hasta el último aliento.

7 comentarios:

AitorL dijo...

Aunque para ello se tuviera que llevar por delante las vidas de los comunistas a quienes "invadió" (se cuentan por... ¿millones?).

Javi dijo...

No AitorL, de haber alguna víctima serían 2 o 3. Solo se habla de millones o de miles de millones cuando las muertes están causadas por gobiernos izquierdistas.

Parece mentira que no conozcas los blogs liberales...

D45 dijo...

Será porque realmente mataron a esas personas ¿No es así, Javi?

Por cierto, Hitler y Mussolini, de derechas, pero socialistas (desviaciones del socialismo, de hecho Hitler se vanagloriaba de haber logrado el socialismo perfecto)

Por cierto, y esto va también para tí, AitorL, decidme a cuantas personas ha ordenado matar Juan Pablo II. A ver, iluminadme con vuestra estulticia argumental.

Javi dijo...

Pues si tienes en cuenta la gente a la que condenó a muerte prohibíendoles el uso del preservativo en regiones devastadas por el SIDA, el número es desoladoramente elevado.

AitorL dijo...

Hombre, Daniel, estarás conmigo en que la política de Juan Pablo II (ya ves tú, quién coño era este señor para hacer política exterior), Thatcher y Reagan fue tremendamente agresiva contra el bloque del Este y los Estados comunistas: la invasión de Granada en 1983, el apoyo militar y económico a los terroristas nicaragüenses y a la guerrilla islámica en Afganistán... Todo esto respondía a la llamada Doctrina Reagan: una política de intervenciones militares para derrocar regímenes marxistas en el Tercer Mundo.

Eso es agresión. A partir de aquí, poco me importa quiénes o cuántos fueran los muertos.

D45 dijo...

Eso del SIDA y el condón te lo explican muy bien aquí

Bueno, Aitor ese señor era el jefe de un estado, no olvides que el papa manda en la Ciudad del Vaticano, y eso es un estado con todas las de la ley.

Javi dijo...

Efectivamente, el Papa no es responsable del SIDA, es responsable de su propagación en zonas que no tienen niveles educativos suficientes para escudarse en la libertad de elección de los individuos.